Reto Abril. Día 13: Motor del Cambio

Hola y bienvenido de nuevo al día 13 del reto abril 2015 para el desarrollo de tus competencias. Para el día de hoy Nuria (¡gracias Nuria!) nos propone una competencia con mucha potencia: Motor del Cambio. Pues metemos primera y ¡empezamos!

Competencia del Día: Motor del Cambio

La Competencia Motor del Cambio tiene mucha relación con la que tratamos en el día 4 del reto: Orientación al Cambio, pero sí es verdad que tiene un matiz importante. Así como la orientación al cambio se plantea fundamentalmente como una reacción a los cambios, ser Motor del Cambio supone asumir el liderazgo del cambio: proponerlo, motivarlo, hacerlo realidad… Y aunque en algunos diccionarios de competencias este sentido lo encontramos en el nivel superior de la competencia Orientación al Cambio, en otros nos lo encontramos como una competencia única. Motor del Cambio se podría definir, de manera corta y concisa, así: la capacidad para generar cambios y liderarlos.

Objetivo del Ejercicio

El Objetivo de este ejercicio es entrenarnos a generar cambios y transmitirlos, motivándolos, a otras personas. Se trata de que nos acostumbremos a ser nosotros los que provoquemos nuestros propios cambios, que venzamos la inercia de la rutina, que estemos atentos a multitud de cambios que podemos generar en nuestro comportamiento habitual. Y que además nos erijamos como defensores de ese cambio ante las personas que conocemos (amigos, familiares, conocidos, compañeros de trabajo…), para acostumbrarnos a argumentar y defender los cambios para conseguir que otras personas los sigan.

El Ejercicio Práctico: ¿Cuánto tiempo llevo atándome los zapatos de la misma manera?

El ejercicio práctico de hoy para fomentar la competencia de Motor del Cambio, es que hagas algún cambio en tus hábitos de comportamiento. No me refiero a que dejes el coche en casa y vayas andando o en bicicleta al trabajo (que no estaría mal), sino que hagas un pequeño cambio. A veces cambiar en lo más pequeño es lo que más esfuerzo nos cuesta. Te dejo aquí algunos ejemplos que se me han ocurrido, pero seguro que a ti se te ocurren más:

Estos cambios han de pasar por una primera fase de información y para eso os dejo enlaces en el listado con información. ¡Ánimo con esos cambios personales!

Y no olvidéis la segunda fase: contadles a otras personas vuestro cambio y porqué para tratar de convencerles. ¡Hay que ser Motor del Cambio!

Mañana más.

Saludos,

Raúl.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *