La razón por la que es importante que expliques el porqué

Imagina que quieres hacer un huevo frito y no tienes ninguna sartén en casa. Supones que el vecino de enfrente tendrá una, así que decides pedirle una sartén. Abres tu puerta caminas tres largos pasos, llamas al timbre y al cabo de 10 segundos él abre la puerta. Entonces le dices: “Hola Manolo, ¿tienes una sartén?” Aunque parezca extraño Manolo tiene una gran cantidad de respuestas diferentes que podría darte. Pero centrémonos en cuatro de las posibles contestaciones:

Si quieres seguir leyendo pulsa aquí: https://www.tribunavalladolid.com/blogs/para-profesionales/posts/la-razon-por-la-que-es-importante-que-expliques-el-porque

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *